1.Inestabilidad de tobillo

Cuando un tobillo ha sufrido varios episodios de esguinces de ligamento lateral externo, se produce lo que denominamos una “inestabilidad crónica de tobillo”. El paciente desarrolla dolor y sensación de fallo, como si “se le fuera” el tobillo. En la mayor parte de estos casos debe hacerse una ligamentoplastia que sustituya al ligamento dañado. A su vez, en el interior de la articulación puede haber lesiones del cartílago o la sinovial que requieran una artroscopia de tobillo.

Por lo general la inestabilidad del tobillo es consecuencia de esguices de tobillo mal rehabilitados o con varios episodios de lesion, el diagnostico es clinico en la mayoria de los casos, y requiere de tratamiento quirurgico antes de que degenere hacia artrosis o desgaste de la articulacion del tobillo.


2. Artrosis de tobillo (por fracturas o sin causa conocida).

Al igual que en la rodilla y otras articulaciones, el tobillo puede sufrir cambios degenerativos que produzcan dolor, hinchazón e incapacidad funcional. En los casos más severos, aunque con ligamentos indemnes, puede recurrirse a las prótesis de tobillo para no perder movilidad.

Cuando ya existe el desgaste del tobillo, el tratamiento ideal sustituir la articulacion con una protesis de tobillo, o si el paciente no es candidato a este procedimiento, se puede realizar una artrodesis o fijacion del tobillo, para evitar el dolor, aunque con el incovenniente de restarle movilidad al tobillo.

Existen distintas tecnicas para realizarlo, segun las caracteristicas individuales de cada paciente, sera la tecnica indicada por su ortopedista!!

Cuando el daño es mayor y no cabe otra alternativa, se puede hacer fijaciones del tobillo por artroscopia, lo que disminuye mucho el riesgo de cirugía abierta y proporciona una recuperación más rápida!!


3. Dolor de Tobillo en Enfermedades Reumaticas.

Estas enfermedades deben ser controladas médicamente lo mejor posible,ya que son la causa de desgaste en la mayoria de las articulaciones del cuerpo, y el tobillo no es la exepcion,pero cuando no se consigue,en ocasiones una artroscopia de tobillo puede mejorar los sintomas en forma parcial o se puede recurrir a la prótesis de tobillo o a las fijaciones de tobillo por
artroscopia.